Artículos

Segundo Premio

‘Una semana en el motor de un autobús. La historia del disco que casi acaba con Los Planetas’ es el libro que Nando Cruz escribió para la colección de la editorial Lengua de Trapo, dedicada a contar la historia detrás de discos míticos y significativos de la música. En este, como su propio nombre indica, se habla de Los Planetas y de su tercer disco, ‘Una semana en el motor de un autobús’ (RCA-BMG 1998). Un enorme trabajo, considerado por muchos como el mejor de la banda granadina. No en vano, la revista Rockdelux lo situó en una lista como segundo mejor disco de los 90’s. Ahí es nada.



¿Y cómo empieza este LP? Pues lo hace con una tremenda ráfaga de batería a cargo de Eric Jiménez
. Incesante y tronante repicar de rítmica pegante. Un riff de guitarra que llega a sonar familiar ya la primera vez que lo escuchas. Crepitante línea de bajo como sustento y colchón de la melodía. “Sentado esperando a qué llames. Rezando por qué des una señal. Los días cada vez van más despacio. Y solamente puedo esperar”. Canta la voz de J, más clara y clarificante que nunca. La letra duele con escucharla. El resentimiento podría recogerse en cubos con lo que rezuma de esta lírica. Todo esto es Segundo Premio. Primer sencillo de este espléndido ‘Una semana en el motor de un autobús’. Y pasados los años, este tema continua siendo uno de aquellos himnos generacionales. El tipo de canción con el que desprender un gemido, entre gutural y poco masculinizado, cada vez que suenan sus primeros compases en algún concierto de los granadinos.

Su belleza radia en el conjunto. En su potencia sonora y su determinación. Pero la letra es la que la hace traspasar la frontera de la perpetuidad después del mero sencillo. La rabia dirigida y focalizada a aquella que ha osado abandonarnos. El desespero por no tener noticias y aprender a hacerse a la idea que esto se ha acabado. El “me has dejado, estoy jodido, pero llegará una grandioso día donde te arrepientas” que recientemente soltaba Loquillo en medio de una entrevista. Una vez leí a un gran músico decir que esta era la mejor letra del pop español. Tomé estas palabras y las asumí sin pensarlo demasiado. Porqué es de aquellas canciones que persisten en el imaginario de tantos. De la que se hacen versiones posteriores otorgándole la condición de clásico. Una de las mejores y más conseguidas es la versión ranchera que Miqui Puig y su Conjunto Eléctrico hicieron de ella, incluyéndola en el disco ‘Miope’ (Sinnamon records, 2007).

Pero a veces, sólo a veces, te das de bruces con la fría realidad. En el libro de Nando Cruz que se menciona al principio hay un capítulo específico para Segundo Premio. ¿Y saben qué? Pues Jota no hablaba de desamor. No hay despecho, ni ninguna chica que algún día se arrepentirá de haberse ido. No. La letra está dirigida a Florent, guitarrista y media alma de Los Planetas, que por la época de gestación de este disco, se encontraba en medio de una fuerte adicción a las drogas. Su presencia en los ensayos era casi nula y su continuidad en la banda corría serio peligro. Fruto del sinsabor y de la constante sensación de desaparición por parte del guitarra, el cantante granadino escribió aquellas líneas pensando en él.

Velo al suelo. Ojos como platos. Temor y estupefacción. ¿Qué hace uno cuando se le rompe un mito que ha defendido durante años? ¿Qué decir a todos aquellos (y aquellas) a los que se les puso esta canción llenándose uno la boca con posturas masculinas heroicas frente al desamor? Hay que recomponer los lazos emocionales. Abandonarse a la pureza del pop como discurso generacional. Reconstruir las bastidas hechas añicos y disfrutar con la grandeza de las cosas que no resultan obvias.

Oscar Villalibre
Redactor en Binaural desde hace más de 3 años. El pop y el soul son el motor. Las guitarras afiladas, las trompetas y los violines el mejor impulso. Twitter: @oscarvillalibre

4 comentarios

  • Muy buen articulo, esto era ya el hundimiento del Tintanic, vaya tiempos aquellos, el fin de la fiesta, apagando la luz …. uf ! Más de 4 se quedaron por el camino…

  • A mi me gusta mas la canción desde que sé que iba dirigida a Florent.
    Siempre que la escucho se me ponen los pelos de punta.
    Es una pena que no sean suficientemente reconocidos, pero ya sabemos que la música en España tiene estas cosas, siempre triunfaran grupos como “el sueño de morfeo” o “La Oreja de Van Gogh”, por encima de grupos que realmente hacen cosas atemporales y de calidad.

  • Posiblemente mi tema favorito de Los Planetas… Y sí, también a mí me sorprendió leer en el libro mencionado que, realmente, su maravillosa letra iba dirigida a Florent…

    A pesar de ello, para mí seguirá siendo una de las mejores canciones de amor/desamor jamás escritas…

    Saludos!

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.