Artículos

Música para la revolución (estadounidense)

Bruce Springsteen llega a España y nos da ánimos: que en su país también han vivido malos tiempos, que su corazón está con nosotros. Está el panorama revuelto y se refleja en la música. Aunque el último ejemplo sonado a nivel mediático lo hemos visto en el Boss, que no solo en España, sino en sus últimos conciertos en general, ha hablado de la crisis y hasta arremetido contra banqueros, el activismo musical en Estados Unidos es habitual.

Si Woodstock ’69 es el ejemplo clásico de los movimientos hippies de los sesenta y los setenta, los ochenta dejaron el famoso USA for Africa y su We Are The World: una unión de artistas liderada por Michael Jackson recaudó fondos para paliar la hambruna en África. El asunto, por cierto, no estuvo exento de críticas sobre dónde fueron los fondos recaudados.

Hoy, los músicos vuelven a revolucionarse. En lo que llevamos de siglo, hemos visto cómo en 2004 (situémonos en contexto: post-invasión de Irak y elecciones en Estados Unidos con Bush como candidato) un grupo de artistas (Springsteen entre ellos) pedía el Vote for Change. Otro, menos políticamente correcto y al estilo de su líder, Fat Mike, el ¿gamberro? cantante de NoFx, iba directamente contra Bush: Rock Against Bush, volúmenes I y II, era un álbum que clamaba en contra de la reelección del presidente.

Ocupa este álbum

2012 y sus primaveras a lo largo y ancho del planeta no podían ser menos. Occupy Wall Street, el movimiento que se gestó en Estados Unidos para protestar contra la desigualdad económica y las irregularidades del sistema financiero, también tiene su b-side musical. Del tracklist captan nuestra atención nombres como Mogwai, Patti Smith, Toots & The Maytals, Anti Flag, Debbie Harrie o Yo la Tengo. Sin embargo, y aunque sean estas bandas las que le han dado al proyecto un poco de eco mediático, la idea del álbum nace de un productor (Jason Samel) y un músico de Baltimore (Matt Pless).

La historia nos la cuentan Forbes y The Huffington Post: tras documentar musicalmente parte de la primavera árabe en musicforrevolution.com, Samel acudió a Zuccotti Park, la plaza neoyorquina tomada por los manifestantes de Occupy Wall Street.

«Lo que había esperado durante toda mi vida estaba ocurriendo justo en mi patio«, cuenta el productor. Acto seguido, fue directo a pedirle la tarjeta a Matt Ples: un joven cantautor que, sentado en unas escaleras, le cantaba a la revolución con guitarra y armónica. «Fue todo lo que Jay necesitaba: decidió crear un álbum benéfico de Occupy Wall Street«, explica el Huff.

El resultado: Occupy This Album, un disco «por, para e inspirada por Occupy Wall Street y el 99%», cuyas ganancias irán directamente a apoyar el movimiento. «La industria musical actual está obsesionada con el beneficio y olvida la música que hace pensar y que inspira el cambio. Music foro Occupy traerá de vuelta a la música la conciencia social«, afirman los creadores en su web.

Occupy This Album, que une a grandes y pequeños artistas, son en realidad cuatro volúmenes que suman 99 canciones. Han participado 99 artistas y se vende a 9,99%; unos números que aluden al lema del movimiento: ‘we are the 99,9%’, el 99,9% que paga con la crisis los errores de gestión del 1%. A la venta desde el pasado 15 de mayo, en SoundCloud, además del tema inaugural del propio Matt Pless, puedes escuchar cuatro muestras más, entre ellas la de Mogwai.

Deja una respuesta

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.