Críticas

[Crítica] Holograms – Forever (2013)

Filip Spetze, Andreas Lagerström, Anton Strandberg y Spetze Antón forman Holograms, grupo sueco de post-punk que debutaron a los grande con su álbum debut  homónimo editado por el sello Captured Tracks. No sólo obtuvieron buenas críticas sino que giraron sin parar durante casi año y medio por todo el mundo, luego vinieron una serie de acontecimientos – desafortunados o no – en la que el cuarteto de Estocolmo perdió sus trabajos (en Suecia nos pasa como en España también). Sin nada que hacer salvo dedicarse a la música, decidieron ponerse a componer durante el invierno nórdico lo que sería su segundo disco: «Forever«.

En su debut homónimo, Holograms sacaron a relucir la parte menos glamorosa de la bella ciudad de Estocolmo y lo plasmaron en un LP de dientes afilados que cargaba contra el sistema, la pobreza y la inseguridad política. Ahora en Forever estos cuatro músicos de la «working class» parecen menos interesados en enseñarnos sus raíces, esculpiendo a base de post-punk synth un disco de diez temas correcto, aunque quizás carente de la calidad sonora de su primera grabación.

Seguramente todo lo que han vivido estos últimos meses ha marcado la cocción de «Forever«, un trabajo que suena más rabioso y sucio que su primer disco, eso sí, siguen sin abandonar su marcada influencia de los Joy Division. En este segundo álbum siguen destilando mala leche. La rabia se percibe en algunos temas y queda latente en canciones como en los singles «Meditations» y sus líneas de guitarra o en «Flesh and Bone» que nos ofrece un atisbo de confianza, una esperanza de ese espíritu joven que era parte de la identidad de su trabajo anterior.

Meditations

Luego hay otros temas como «Ättestupa» en la que sus cantantes Lagerström y Spetze vomitan la letra, «I’m so tired» repiten en su coro, cantándole a la depresión de manera feroz. «A Blaze On The Hillside» es uno de los mejores temas y no sé cómo se las arregla para mejorar los males de las pistas anteriores, aunque quizás sea demasiado tarde. «Rush» es una buena pieza abrazada por guitarras trepidantes, pero la voz no acompaña, y ya por último dejan su mejor tema, «Lay Us Down» rescatando ese viejo sonido, un face to face con la muerte como se podemos escuchar en su letra «Lay us down in unity/ Lay us down for eternity«.

Los Holograms se alejan un tanto de lo que era su primer disco y  de las comparaciones con los daneses Iceage,  pero siempre hay un halo de esperanza, ya que tendremos la oportunidad de verles a finales del mes de octubre en dos fechas en Madrid (29 de octubre, Sirocco) y Barcelona (30 de octubre, Sidecar) a ver si en directo sueltan esa rabia punk tan necesitada por estos tiempos.

Escucha Forever a continuación:

Sebas Rosas
el autorSebas Rosas
BELIEVE IN THE ANTI † † † Twitter: @sebastopol17

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.