Críticas

[Crítica] Tirzah – Devotion

Este viernes 10 de agosto llegaba bajo el sello Domino el álbum debut de Tirzah Mastin: “Devotion”. La londinense defiende el proyecto como un dúo por la estrecha colaboración con su amiga Mica Levi (Micachu & The Shapes, autora de alguna que otra banda sonora de lo más interesante), aunque el grupo lleve simplemente su nombre de pila y las letras estén hechas exclusivamente por ella. Con dos EPs lanzados hace ya algo más de cuatro años, las cartas de pop experimental, sencillo, repetitivo y hermoso ya estaban sobre la mesa. Ahora el sonido y la atención del trabajo se dirigen más hacia las experiencias amorosas de Mastin, su entrada a la adultez o la concepción de la familia.

“Devotion” ha sido caracterizado como un disco de pop lo-fi, sin embargo, la fineza y la delicadeza en el trato que reciben los samples y las principales líneas vocales invitan a pensar en todo lo contrario. La presencia de Levi se deja notar en todo momento, tirando desde alguna base rítmica oscura y sensual (Tirzah tenía muchas más en sus anteriores lanzamientos) hasta momentos de una pausa y una sonoridad que parecen estar al borde de la ruptura. El primer disco de Tirzah Mastin ha sido lanzado además en un momento verdaderamente acertado; a la pereza y el sudoroso hastío de agosto, se unen sentimientos amorosos con los que cualquiera podría simpatizar en esta época del año tan repleta de pretensiones. Así canciones tan hipnóticas como ‘Do You Know’, ‘Gladly’ o ‘Devotion’ rellenan perfectamente el denso aire que queda sin desplazar por el ventilador del salón, entre sombras y recuerdos de lo más universales (la accesibilidad del LP no es sólo melódica, sino también lírica) y amagos de siesta que completan el estado ensoñador.

Personalmente no creo que “Devotion” sea un disco que fuera a tener la misma trascendencia en otro momento del curso musical. No sólo por la orfandad que muchas veces invade el mes de agosto en lo que a lanzamientos se refiere, sino también porque no parece hecho para escuchar más que en una nostalgia lo suficientemente arrastrada y ebria, una que es más posible en época estival y ociosa. El disco, aunque no tiene momentos terriblemente memorables, se sucede de forma “dulcificadora” y a modo de mantra, va dejando posos, ya sean unos coros, unas pocas notas, una frase… Que se le fijan a uno en la mente. Así termina generando este mood a través de recursos a priori minimalistas, pero que no aparecen ni una sola vez de forma aleatoria. Aunque como he dicho no hay canciones que destaquen hasta salir de la misma estructura del disco; los adelantos, ‘Do You Know’ y ‘Say When’ poseen un aura que los hace brillar de forma independiente. Son ellos sin duda los que invitan al oyente a repetir la escucha, que tampoco resulta pesada, pues todos los cortes son breves y concisos.

Como anécdota queda el uso una guitarra eléctrica, o el momento autotune de ‘Guilty’, que rompen un tanto con la dinámica R&B cargado (como la atmósfera veraniega) del LP, pero que no tardan en amoldarse a la narración general. Cabe también comentar la clara influencia de los proyectos minimalistas británicos que a su vez beben de la cultura soul y la electrónica, como podrían serlo James Blake, FKA Twigs, o King Krule. El uso sin embargo que hace de estos y otros referentes Tirzah no resulta transversal, y finalmente termina mostrando su propia marca de agua, con gran madurez y acierto.

“Devotion”, es el notable debut del proyecto conformado entre Tirzah Mastin y Micah Levi, en el que ambas han sido capaces de sacar lo mejor la una de la otra, con una relación profesional y amistosa que ya es longeva, lo cual viene denotado en su buen hacer y entendimiento. Aunque no vaya a ser el disco de pop del año, bien aparecerá en bastantes listas y especialmente destacado entre los lanzamientos de este verano. Ojalá no haya que esperar otros cuatro años para ver qué más puede ofrecernos el dúo afincado en Londres.

Resumen de la crítica:

Nota7.6

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.