Crónica

[Crónica] Cass McCombs en Barcelona (La Nau, 11 de noviembre de 2019)

cass mccombs la nau

Descubrí a Cass McCombs hace exactamente 10 años, en un Primavera Club. El californiano presentaba “Catacombs”, su tercer álbum, y yo, que no sabía de su existencia, quedé hipnotizada por la puesta en escena del que es su mejor trabajo hasta la fecha. Ante tal hallazgo, decidí no perderme ni una de las visitas del artista a nuestra ciudad.  Pues bien, el concierto de ayer en la sala La Nau fue de los más sólidos que le he visto ejecutar en esta última década.

No importó que se tratase de un frío lunes de noviembre, los seguidores de McCombs estuvieron a punto de llenar la sala del Poblenou y el norteamericano, acompañado de teclados, bajo y batería, desplegó todos sus encantos musicales sobre el escenario. Los temas de su último álbum “Tip of the Sphere” fueron los protagonistas de la noche. El disco fue concebido para ser grabado en directo pero descontento con el resultado tras varios intentos fallidos, McCombs decidió grabarlo en estudio. El caso es que la idea primigenia sigue latente y cobra vida en el escenario, con esa fantasmagórica ‘American Canyon Sutra’, para la que se trajeron hasta un gong.

Previamente, el concierto se había abierto con “I followed the river south what”, alargada a la guitarra hasta el infinito, inaugurando casi dos horas de un concierto que abrazó la psicodelia con ‘Rancid Girl’, el folk, con una versión acústica de ‘Real Life’, e incluso la electrónica, como he mencionado antes. Pero si un tema brilló por encima de todos, tanto en ejecución como en emoción, ese fue ‘Confidence Man’, su último single. Su puesta en vivo lo convierte en algo mucho más oscuro y misterioso, intenso e hipnótico, y dispara un imaginario colectivo ‘Coheniano’.  En esta década que estamos a punto de abandonar en la que los crooners se han visto relegados a jugar en segunda división, McCombs continúa en el podio.

Texto: Lidia Lombardía
Fotografías: Pablo Luna (Binaural.es)

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.