DestacadosEntrevista

[Entrevista] Cala Vento: “Lo más gordo que ha pasado es lo que ha ocurrido en el país. Y nos preocupa”

entrevista cala vento

Cala Vento, capítulo 3. No parece que hayan pasado dos años desde nuestra fructífera charla sobre “Fruto Panorama”, pero aquí estamos, en un bar de la Plaça del Diamant (la de Rodoreda) conversando otra vez sobre un nuevo álbum, “Balanceo“. De entrada, es un disco que definitivamente voy a calificar de “experimento” (valga de spoiler). Después de un año y medio en el que han girado como una peonza por toda la Península, en este nuevo trabajo proponen ideas alejadas a cualquier referencia anterior. Mientras Aleix me escucha bajo su risueña y sabia mirada, Joan llega con tres cañas y una bolsa de patatas en el momento exacto en el que le pregunto por el chupitazo de la portada. Supongo que al final algo tendrán que celebrar… (Aleix) Bueno, si algo celebramos es lo que hemos conseguido con la música. Pero la portada surgió con una escultura que buscaba con objetos cotidianos representar el riesgo, la experimentación con la música. (Joan) Es un poco prueba error, prueba acierto. Al final la foto es cerveza con romaní. Tú no sabes si está bueno eso…”.

Con esta declaración de intenciones se (re)presenta “Balanceo”, un disco mucho más interesante que un clásico Limoncello saciador. Este prueba, arriesga; apuesta por un sonido más elaborado, por nuevas ideas, estructuras y cadencias. Una de las señales más evidentes de ello es el hecho de que hayan editado por primera vez a través de su propio sello, Montgrí. “Montgrí viene del Mascís, la montaña que separa y une a la vez el Alt y Baix Empordà. Aleix es de l’Alt y yo del Baix”. La decisión de autoedición es la decisión de cambiar un poco el rollo. Hablamos con sellos, ninguno nos convencía, pues hicimos el nuestro. (Aleix) Pensamos que cambiar de sello podía ser interesante. Y pensamos que nadie lo haría tan motivado como nosotros. Así que, adelante“. Si antes Cala Vento ya eran dos mitades inseparables, ahora parece ser que su nexo de unión todavía es más fuerte. Como dicen, el “rollo” de este “Balanceo” se tambalea entre canciones dispares que sin embargo equilibran la balanza. “(Aleix) queríamos cambiar el sonido. Nos apetecía hacer un disco más producido, con más variaciones“. Canciones como ‘Remedio contra la soledad’, vertebrada en un tempo lento y apuntalada con un bajo guitarra oscuro, dan fe a eso de “hacer un disco con variaciones”. “(Joan) ¡Es un bajo! (Aleix) A mi a veces hasta me parece un piano. (Joan) Es un bajo con mucha reverb. Fue como un reto: hagamos una canción solo con un bajo. En realidad, la canción estaba hecha con guitarra, pero en el estudio dijimos de hacerla en bajo“.

Lo de los tempos lentos no es una sensación aislada. Una parte de la balanza sin duda se pesa con cantidades de canciones más lentas. Cala Vento y calma a priori parecían ser dos ideas incompatibles, pero no: (Joan) “Nos apetecía, no todo el rato estar con super energía. Cuando hicimos ‘Fin de ciclo’, por ejemplo, fue guay, porque tiene todo el componente emocional que nosotros queríamos darle, pero en cambio no hacía falta que estuviéramos a tope. (Aleix): Ha costado. Eran canciones que preparamos con un tempo relajado, pero cuando entramos en el estudio, con las ganas y el estrés, lo tuvimos que subir, porque nos adelantábamos todo el rato. Tenemos tendencia a correr“. En el mismo plato de la balanza también hay cabida para esos temas en los que canta más Joan que Aleix. De alguna manera, su presencia también sea acaba notando más (Joan) “No me di cuenta hasta que tuvimos el disco grabado. Me di cuenta del todo cuando empezamos a ensayar. (Aleix) Sí, fue algo premeditado. Aunque ahora en Liquidación Total, que canta él, quiere que la cante yo… (risas)“.

Precisamente, el Bonus track que acaban de mencionar me parece la canción más destacada del disco: por sus guitarras (que recuerdan una barbaridad a los primeros Weezer), por sus coros (con colaboración de honor de Lluís Gavaldà de Els Pets) y por su letra tan irónica y mordaz. (Aleix) “VOX ya gobierna Andalucía y tiene bastantes números de que gobierne España. Todo está de p*** madre. Todos nos cagamos en la guerra, pero el Estado sigue fabricando armas. Mientras haya rebajas, todo el mundo está contento“. Su ironía y trasfondo crítico, que ya destaparon en ‘6.000.000.000’, parece aún más poderoso en “Balanceo”. (Aleix) Este año que hemos estado componiendo el disco no nos hemos enamorado, ni nos ha dejado la novia ni nada. Lo más gordo que ha pasado es lo que ha ocurrido en el país, y nos preocupa. (Joan) Este disco lo hicimos en el momento en que pasó el 1O, que metieron a gente en la cárcel por componer canciones. Te ves identificado y son cosas que nos preocupan y que la mejor manera de expresar es haciendo una canción”. Algo parecido me contaba Javier Ibarra (Kase.O) hace pocos meses cuando le preguntaba por cómo la política actual afectaba a los artistas y cómo estos debían afrontarlo. Y la respuesta fue con inteligencia.

Las papas han volado y a las cañas les queda un culín. Pero no sería justo concluir la charla sin preguntarles por Cándido, la voz icónica de Viva Belgrado, y su contencioso aporte en ‘Todo’, el que avanzaron como segundo single. (Joan) “surgió que yo me puse a cantar esa parte y Santi me dijo: “joe, esto es muy Viva Belgrado”. Entonces le dijimos que queríamos proponérselo, pero que no podría ser porque estaba en Japón. Al final resultó que estaba en su casa. Justo estábamos en Andalucía grabando, estaba a dos horas y media. A él le encanta Cala Vento y accedió en seguida“.

La colaboración le viene como anillo al dedo. No sé si hubiera dicho lo mismo si Rosalía hubiera participado en uno de sus temas hace un par de años. Cuesta de imaginar… (Joan) “Le propusimos una colaboración a Rosalía y nos dijo que no, que iba muy liada. En el segundo disco. Igual si nos hubiera dicho que sí estaríamos haciendo la entrevista en un yate. Nuestra canción mas escuchada ahora sería ‘En Cueros’.

Aún no ha pasado ni un mes de su lanzamiento oficial, pero “Balanceo” no necesita más tiempo para revalidar su genialidad. La gente ya recita sus letras como las de sus anteriores discos. Especialmente los fans incondicionales, que a estas alturas ya tienen un buen puñado. (Joan) “Álvaro es el fan número de uno, un chaval de 18 años, de Granada, que a parte de saberse todas las canciones, las ha analizado absolutamente todas y las ha traducido al inglés. Le tenemos un aprecio flipante. De hecho, hemos cerrado una fecha en Granada con él, Él es batería, y le propusimos de tocar con su grupo de telonero. Ver la ilusión que le hizo ya nos llenó muchísimo”. Pues nada, para cerrar esto iba a brindar por ellos y por Balanceo, pero sumo también una tercera birra para Álvaro. Que no falte el romaní.

Màrius Riba
el autorMàrius Riba
Comunicación y marketing digital. Sin música no seguiría aquí. Así pues, sobreviviendo| Twitter: @MariusRiba

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.