Entrevista

[Entrevista] Perro: “Hemos probado cosas que hasta ahora no habíamos hecho”

Murcia me queda muy lejos, pero la tengo bien marcada. Por sus playas, por sus pueblos y, por supuesto, por Perro, para qué nos vamos a engañar. Hace varios años estos cuatro caninos me enamoraron; la otra versión es que me infectaron con su rabia. A todo esto, tras escucharlos, mi primera conclusión fue que Perro pasaba a ser de un animal a un concepto musical: del clásico canino de compañía a un boxer peleón. Siempre he tenido de estos en casa, así que, quizá, por eso congenio tanto con ellos y con su música. Pero no nos vayamos por las ramas, porque Perro como tal llegan a la carrera. Al galope. Al menos así lo dejaron entrever con “Estudias, Navajas” (2015), ese disco que retraté como unos Frankenweenie decapitados que abrazaban el punk rock más personal y melódico de la península. Tres años después lo han vuelto a hacer en “Trópico Lumpen” (Miel de Moscas, 2018), aunque esta vez con nuevas aproximaciones. No me adelanto. Antes de exponer mis impresiones he hablado con ellos para que me cuenten más.


Personalmente,  tengo una manía con las portadas de los discos, y es que creo que dicen mucho de un grupo, de su música y su personalidad. Al otro lado del teléfono el cuarteto me contesta a la pregunta de si su portada (diseñada de nuevo por la artista Cohete) les define como grupo. “Somos hombres sin cabeza y las tenemos en el torso (risas). El rollo de Cohete casa muy bien con el nuestro, por eso está en los tres discos. No intentamos mantener ninguna estética más allá de la de la portada”. Es cierto. Su portada, y también los dos singles que adelantaron, dan a entender que “Trópico Lumpen” será una fiel continuación de “Estudias, Navajas”. Pero no. Al adentrarme en él veo que es diferente, sin más. “Sí, es distintorrr. Hemos probado cosas nuevas que hasta ahora no habíamos hecho. Intentamos jugar con las mismas cartas en la forma en la que trabajamos, ir al local e intentar hacer lo que nos salga de forma natural“. Así es: los dos sencillos muestran dos facetas de Perro. ‘El Sereno’ la más punk y cañera, y ‘Celebrado Primo’ la más melódica. Aunque en el disco parece haber una tercera más experimental… “Estamos contentos porque hemos hecho cosas distintas. Nos gusta que  lo que hacemos se parezca lo menos posible a cualquier cosa que suene siempre a lo mismo.” Y el mejor ejemplo de ello es el octavo corte, ‘Disco Mascota’, un tema en el que parece que abren un nuevo camino en su música. “Más que abrir un camino, ampliamos el espectro, nos abrimos a más cosas. Sin olvidar de dónde venimos y lo que mejor se nos da, escuchamos a nuestra inquietud. Quieras o no, cuando abres el espectro, lo coges con muchas ganas “.

Veo que esas ganas se traducen en temas de una estructura sonora distinta, como por ejemplo en ‘Ese es tu Frescor’. “Teníamos sintes nuevos y había que utilizarlos (risas). Claramente es el tema más lento, algo que no habíamos hecho nunca. Solo tocamos batería y sintes, aunque era algo que nos apetecía.”. Supongo que ese impulso de tantear nuevos sonidos también se ve reflejado en ‘Por mí lo que veáis’, una canción cuyas guitarras del estribillo suenan muy pulidas. “Sí, tiene otro rollo que tampoco habíamos hecho nunca. El sonido final de la guitarra fue visión de Hans Krüger. Le pareció que le pegaba. Tenemos la suerte de contar con su aporte para grabar“. Y para rematar, Joe Carra, quien ha trabajado con King Gizzard o Courtney Barnett, ha masterizado el trabajo .”El tema del master es un mundo de a ver hacia dónde vas, de magia negra. Nos gustaban las bandas con las que Joe había trabajado, fue el referente, así que tiramos p’alante'”.

Al margen de haber explorado nuevas formas de expresión, en este álbum sigue habiendo temas de manual como ‘Cronobeicons’ o ‘Campamento Golifa’. Me pregunto si les habrá sido más fácil componer este tipo de temas más clásicos… “Al final es igual porque el proceso es el mismo. No nos paramos a pensar mucho.“. Su naturaleza animal e impulsiva al final también se refleja en sus letras con las que, instintivamente, siempre he conectado sin acabar de entender del todo. “Fuera de que no hay ninguna idea, la idea final es esa, que no estés dando nada evidente, si no que sugiera. Mola que cada uno lo interprete a su manera. No hay que darlo todo mascadito.”. Queda más que claro en temas como ‘Cronobeicons’, donde de primeras anuncian un tajante y gratuito “Bienvenidos a la verdad, tú eres lerdo y tú un subnormal”… “Dice feo, pero bastante has pillado. De lerdo a feo, va perfecto. (risas)“.

Esta última frase me resume muy bien a Perro y, por ende, a su nuevo álbum. Entiendo que en directo lo afrontarán con la misma actitud frontal y desenfrenada de siempre. “Para nosotros es muy clave el directo. Lo que más nos mola es tocar y uno de los puntos que más tenemos en cuenta es la actitud. Mola porque al final con buena actitud todo lo demás va rodado. Luego da igual si tocas mal o no te haya salido perfecto o te hayas equivocado en una letra, porque al final, si has ido con buena actitud, has logrado transmitir“. Ya me estoy imaginando sus próximos directos en la NAU de Barcelona y en el VIDA. Aunque ahora mismo su día a día queda a más de 500 km de aquí, así que les pregunto por esas nuevas bandas murcianas que ahora lo están petando para hacerles de altavoz. “Ahora hay grupos jóvenes que están saliendo que hacen post punk bastante guapo, como Tumefactum. Son todo actitud“. Lo cierto es que suenan bien, si bien después de haber escuchado “Trópico Lumpen” vuelvo a caer en la misma conclusión de siempre: es difícil encontrar un grupo con este pedigrí.

Màrius Riba
el autorMàrius Riba
Comunicación y marketing digital. Sin música no seguiría aquí. Así pues, sobreviviendo| Twitter: @MariusRiba

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.