Entrevista

[Entrevista] Ron Gallo: “este nuevo disco es mucho más constructivo que destructivo”

entrevista ron gallo

Hace poco más de dos años descubrimos a un joven llamado Ron Gallo, un músico originario de Philadelphia que coqueteaba con muchos registros con un enorme respeto por los clásicos del rock and roll. Quien haya dicho que las guitarras estaban muertas seguramente no haya escuchado todavía a Ron. Afincado en Nashville, el ex integrante de Toy Soldiers nos alumbraba con un LP llamado Heavy Meta, donde combinaba elementos del garage y art rock. Con un estilo irónico, su guitarra podía flirtear tanto con la Creedence Clearwater Revival como con The Cramps. Después del EP “Really Nice Guys” y en vísperas del lanzamiento de su nuevo álbum “Stardust Birthday Party“, publicado el pasado viernes 5 de octubre, pudimos charlar con el rey del gallinero antes de su presentación en el pasado Sintonitzza en Barcelona, y del teloneo ofrecido a los Black Angels en Madrid.

¿Primera vez en Barcelona?

He estado aquí ya, vine a Barcelona a hacer una colada el pasado verano. Hay una gran escena de lavanderías aquí.

Hemos escuchado los singles de tu último disco y queríamos saber cuál es la mayor diferencia entre este nuevo trabajo y lo anterior que has editado

Pienso que “Heavy Meta” es un disco extraño, en el que miro desde dentro todo lo que me rodea e intento señalar elementos externos y cómo ve la realidad otra gente y los problemas que suceden en el mundo exterior. En cambio este nuevo disco es totalmente lo contrario, es mucho más constructivo que destructivo. Todo lo que te sucede en la vida debe partir de ti.

¿Esto lo podemos ver en tu último vídeo ‘Do You Love Your Company?’?

Como te decía, es visto totalmente desde la otra acera, con una perspectiva diferente. En “Heavy Meta” me basé en la frustración que tenía contra el mundo; en “Stardust Birthday Party” también señalo lo me parece que está mal pero desde un punto de vista de “oh, quizás soy yo”, por lo que se ha de tomar responsabilidad y ser más constructivo, ya que eso te abre más puertas para poder tener más oportunidades de vivir mejor o más tranquilo. Es sentirse bien contigo mismo, entenderte es la mejor manera de entender a los demás. Es lo mejor que puedes hacer.

Tu ex novia estuvo viviendo en Sudamérica para reencontrarse con ella misma y algunas canciones de “Heavy Meta” están basadas en su experiencia. ¿A qué se debía ese matiz?

Cuando escribí ese disco estábamos aún juntos, y yo vivía en Philadelphia mientras ella se sumergía en un viaje interno bastante lejos de mí, por lo que fue un tiempo difícil y hasta diría que oscuro. Ella vivía con chamanes en pleno contacto con la naturaleza, y cuando regresó comenzó a contarme su experiencia. Realmente me abrió los ojos, por lo que tuvo un verdadero y profundo impacto en mi vida, ya que observé su transformación y eso ayudó a intentar trazar mi propio camino.

¿En este nuevo disco tienes referencias marcadas en cuanto a tu música?

A nivel sonoro creo que tiene referencias un poco raras de Talking Heads, donde el punk se encuentra con el art rock. Es difícil de clasificar porque cojo referencias de muchas partes.

A nivel personal me engancho a un disco y no lo suelto durante semanas. ¿Te pasa lo mismo? ¿Qué estás escuchando últimamente?

Definitivamente yo soy igual. Escucho mucho free jazz en estos días, John Coltrane por ejemplo. También me encanta el último disco de Parquet Courts, siempre he amado su música pero este nuevo disco me fascina. Es un grupo que está siempre en constante evolución. Estoy escuchando mucho a Bill Callahan y tengo amigos que están haciendo muy buena música, como Post Animal, Caroline Rose, etc. Esto quizá te sorprenda pero también estoy muy metido en lo que hace Frank Ocean. Intento beber de muchas fuentes, no necesariamente relacionadas con mi estilo de música, me gusta tomar pequeñas piezas de muchos sitios.

Tus letras siempre van cargadas de ironía y sarcasmo. ¿Es una parte innata de tu persona?

Totalmente, el humor y el no tomarte las cosas tan en serio es una gran parte de mi personalidad.

¿Sigues viviendo en Nashville? ¿La ciudad en sí ha llegado a ser una influencia en tu trabajo?

Mis cosas están allí, pero la verdad vivo el momento y estoy en un sitio diferente cada vez que puedo. Cada día puedo estar en un lugar distinto. Sobre Nashville, no creo que haya influido tanto en mí a nivel musical. Es decir, hay una gran escena allí y muchos amigos haciendo grandes cosas, pero soy un artista que hace lo que le da la gana, por lo que no veo que haya una influencia directa en mi persona. Si no viviese allí y estuviera en otro sitio el resultado creo sería el mismo.

Entiendo que ahora mismo tus esfuerzos están centrados en promocionar tu nuevo LP. ¿En un futuro te ves haciendo otro estilo de música? ¿Por ejemplo, jazz?

Sí, claro. Soy una persona a la que le gusta moverse y no quedarse en el mismo lugar musicalmente. Así que podría lanzarme al free jazz. Me aburriría si hiciese siempre el mismo disco, o parecido al menos.

Ahora vas a tocar en el Sintonitzza ¿qué piensas sobre los festivales gratis para el público como posibilidad de abrirte a nuevos fans, por ejemplo?

Pienso que es genial, ojalá venga mucha gente y esos que no me conocen puedan decir: “mira qué música tan guay hace este tío“. Sobre todo gente menor de edad, a veces hay restricciones en clubs y salas con la edad y esta es una gran oportunidad para que esos chavales descubran nueva música o también por precios de entradas muy caras, por lo que veo es una buena oportunidad para todos.

Sebastián Rosas
Redactor en Binaural.es y fundador de viniloBCN.es. Coleccionista de vinilos, pone música y sirve birras en el Sonotek Bar de Barcelona. Asiduo a conciertos, se alimenta de ruido. Twitter: @sebastopol17

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.