Curiosidades

Ryan Adams demostró en Copenhague que es el puto amo

Existen muchos motivos para venerar a un tipo tan particular como Ryan Adams. El de Jacksonville tanto sabe desmarcarse con buena música («1984» o «Ryan Adams» son un claro ejemplo) como con su gran sentido del humor. Es un cachondo el tío, y si vais a verlo en directo lo comprobaréis de primera mano. Canciones improvisadas engendradas de la nada (¡’Three fucking Balloons‘!), cachondeo vario con el público, monólogos desternillantes… Aún recuerdo cuando en Wolverhampton un hombre de casi dos metros gritó: «¡Te quiero tío!» y Ryan no pudo evitar contestar algo como «menos mal que es así. Si me odiases, con esa voz tan cavernosa, yo ya habría salido corriendo del escenario«.

Pues bien: Ryan ha vuelto a ser protagonista por una situación cachonda a más no poder. Al parecer ayer a Ryan y The Shining tocaron en Copenhague y por desgracia su telonera Natalie Prass no pudo llegar a tiempo a la cita debido a un problema con la compañía aerea SAS. Adams, gran amigo de ella, no quiso que el público danés se quedase sin escuchar el repertorio de Prass por lo que el tipo no dudó en ponerse un vestido de lunares y telonearse a sí mismo bajo el nombre de «Natalia Sass». Adams deleitó a los presentes con algunos de los temas del álbum debut de Natalie, y a su vez les hizo provocar más de una, dos y tres carcajadas.

Este pequeño vídeo es una buena prueba de lo cachondo que es este hombre. Que no cambie.

Pablo Porcar
el autorPablo Porcar
Fundador y editor de Binaural.es. En busca constante de aquel "clic" que te haga engancharte a un artista o grupo nuevo durante semanas y semanas. Mi Twitter personal: @pabloporcar

Deja una respuesta

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.