Noticias

Primeras impresiones del «Lightning Bolt» de Pearl Jam

Llevábamos diversos años esperando este momento. Esta mañana gracias a Universal hemos podido escuchar por primera vez el «Lightning Bolt» de Pearl Jam al completo. Y las sensaciones generadas tras un par de escuchas han sido francamente buenas. De entrada podemos decir que nos encontramos ante un álbum robusto, en el que encontramos momentos de lo más modulables. El inicio contiene los puntos rockeros habituales, pero posteriormente el disco nos sorprende con escenas excéntricas (‘Infallible’) e inesperadas (una ‘Sleeping By Myself’ completamente diferenciada de la versión conocida por todos).

Para que os vayáis haciendo una idea de lo que se os avecina aquí os dejamos con algunas pocas líneas que hemos dedicado a cada uno de los temas. Toca agradecer a nuestro colaborador Iñaki Eizaguirre por ayudarnos a descifrar este intrínsico esbozo de texturas y sonidos. Próximamente, y con el disco más reposado, procederemos a escribir una extensa reseña del álbum.

1 – ‘Getaway’ – Sin ser lo furioso que se podía intuir, ‘Getaway’ es un gran comienzo para el álbum. Cerebelo pop bajo piel rockera. Puños en alto y pura energía en una canción en la que la letra brilla por su crudeza. «I’ve got my own way to believe, mine is mine and yours won’t take it’s place«. El Vedder más alienado y cabreado muestra su rabia más en la letra que en la melodía de sus compañeros.

2 – ‘Mind Your Manners’ – El puntazo enérgico del álbum conocido por todos nosotros. Y un primer single perfecto, ‘Mind Your Manners’ es el azote rockero por excelencia. Punk machacón a lo Dead Kennedys con unas guitarras punzantes que por sorpresa erigen y confabulan el único tema cercano a ‘Got Some’ (etc…) del álbum.

3 – ‘My Father’s Son’ – Ament bajo un foco. Así es cómo podríamos describir el tema. El bajo es el prota absoluto de este ameno tema que recuerda a un punto a medio camino entre ‘Big Wave’ y ‘Habit’. Subidas y bajadas de tensión que solo encuentran punto de reposo en el minuto 1:50 con una melodía de lenta ebullición. Explota a partir del 2:15 con un Vedder en estado de gracia.

4 – ‘Sirens’ – Segundo single del álbum y una de aquellas canciones que nos han ganado con las escuchas. A su manera la pieza parece ser una ‘Come Back’ pero más acelerada y extendida. De entrada parece básica y demasiado rígida. Pero con una segunda reproducción ves que tiene un puntazo entrañable, que la hace especial. Y en ello consigue tocarnos la fibra sensible el señor Vedder con los momentos álgidos enmarcados en los estribillos.

5 – ‘Lightning Bolt’ – Tema que gana mucho en estudio respecto a su versión en directo. Recuerda mucho a ‘Unthought Known’ del anterior álbum pero de una forma menos fijada y más modulable. La aparente carrocería sonora inicial va desfragmentándose con elementos inusuales en los que se desmonta el engranaje eléctrico (minuto 1:50). Los arranques vocales de Vedder al cantar con fuerza el estribillo – ‘Lightning Bolt‘ – son más propios de un tema punk que de otra cosa. ‘Always something and never nothing‘ = momentazo encumbrado con unos notorios teclados descritos hacia el final del tema.

6 – ‘Infallible’ – Inicio rítmico de guitarra eléctrica que engancha rápidamente con las vocales de Vedder. Es un medio tiempo modular situado a medio camino entre ‘Tremor Christ’ y ‘You Are’ con un arranque de estribillo que por su forma de operar recuerda un pelo a algunos cortes de Incubus (un pelo, nada más). Eddie va creciendo en intensidad llegando hasta un punto algo desatado hacia el minuto 3, en el que se cede todo el protagonismo a un pequeño y delicado mini solo de guitarra. De idas y venidas, ‘Infallible’ va ondulándose hasta volver al ritmo inicial hacia el final del mismo.

7 – ‘Pendulum’ – La excentricidad del disco. De pose reposado y rebajado, ‘Pendulum’ se caracteriza por mostrar una atmósfera nocturna protagonizada por una percusión cercana a lo tribal. ‘Easy come and easy go‘ canta Vedder justo antes de tocar el cielo dentro de un telón de fondo muy cinematográficamente «noir». A su manera parece trasladarnos a los callejones del Seattle de los años 60, encubiertos en todo momento por un manto descrito en blanco y negro. Tiene pinta de haber sido engendrada por el batería Matt Cameron.

8 – ‘Swallowed Whole’ – Pearl Jam recuperan el ritmo alegre con este tema. Muy a lo REM, ‘Swallowed Whole’ es una de esas canciones movidas por luminosas líneas de guitarra y por la batería de un Cameron que pinta de color la melodía general del tema. Solazo de McCready hacia el final del mismo, justo antes de que la voz de Vedder retumbe cíclicamente al gritar ‘Down, down, down’ con su mismísimo corazón.

9 – ‘Let The Records Play’ – La intro recuerda un pelo al tono garage de bandas de guitarra / batería pero siempre contemplando desde una perspectiva nítida y definida. Prosigue la senda optimista que empieza marcando ‘Swallowed Whole’. El riff acomoda la voz de Eddie para que el cantante consiga juguetear con los diferentes versos del mismo.

10 – ‘Sleeping By Myself’ – Una de las sorpresas de «Lightning Bolt». Versión completamente diferente a la original. El núcleo duro de la canción se adapta por completo a la banda, otorgando a la melodía un grado de protagonismo aún mayor que el que gozaba la voz de Eddie en la interpretación conocida por todos. Es más rutilante que la del «Ukelele Songs», con una vibración alegre más dilatada e inexorable. Los arreglos de guitarra van apareciendo consecutivamente.

11 – ‘Yellow Moon’ – Para nosotros el mayor temazo del disco. Un clásico instantáneo de Pearl Jam que se inicia con una progresión de acordes muy similar a ‘Low Light’. La voz de Vedder entra alargándose de forma inquietante. La calidez del tema alcanza el cénit tanto en los momentos que Vedder exclama ‘Born To Rise’ como en las diversas secuencias protagonizadas por los solazos de McCready. Estas recuerdan un poco a Pink Floyd, igual que el conjunto estilístico remite un tanto a ‘Parting Ways’ (e incluso a ‘Long Road’). Parece la canción perfecta para iniciar los conciertos de la próxima gira de Pearl Jam. Joya total. Mike lo peta por completo en el minuto 3.

12 – ‘Future Days’. El sensible teclado de Brendan nos introduce en la última canción del disco. Muy adecuada para cerrar «Lightning Bolt», ‘Future Days’ es de esas bonitas oscuras baladas que cuentan con un corazón de lo más luminoso. La solitaria voz de Vedder poco a poco se va viendo aupa por la banda, y por la omnipresente línea rítmica marcada por una guitarra acústica.

Pablo Porcar
el autorPablo Porcar
Fundador y editor de Binaural.es. En busca constante de aquel "clic" que te haga engancharte a un artista o grupo nuevo durante semanas y semanas. Mi Twitter personal: @pabloporcar

14 comentarios

  • este tipo de reseñas son las que me dan todabia mas ganas de escuchar lightinig bolt!!! mucha esperanza, y seguro me van a sorprender como siempre hace pearl jam. sobre todo me intereso yellow moon, porque los conparan con algunos de mis temas favoritos, como low light y parting ways!!
    lo que dice Berta es verdad, segun lei como curiosidades no hay ningun tema de Matt en el album, y pendulum es de Jeff 🙂
    admito que consegui descargar temas que se colaron: getaway, let the records play y swallowed whole. dejo mi mini reseña:
    getaway: es como lo dicen, pero quiero aclarar algo: TEMAZO!! una letra super critica que me encanta en la banda 🙂
    let the records play: esta bien, pero no me parecio un punto fuerte, quisas yo hubiera querido un estribillo mas potente que el que tiene
    swallowed whole: muy buen tema (no tanto como getaway, sirens o mind your manners), pero muy lindo y emotivos, que si me hace acordar a untought known.
    GRACIAS!! de verdad no puedo esperar!!

  • Lo estoy escuchando en la tienda iTunes de Estados Unidos.
    ¡Fabuloso álbum!
    Es increíble poder escuchar algo tan bueno desde No Code.

  • Pues yo lo acabo de escuchar y me parece un pastelon de los buenos y me duele decirlo porque soy mas que fan de Pearl Jam, aun asi lo escuchare hasta gastarlo a ver si me entra mejor.. jejeje.. pero de verdad que me ha decepcionado y mucho. Despues de escuchar Mind your Manners, pense que seria un poquito mas cañero…

  • Yo estoy bastante de acuerdo con Pedro, soy bastante fan de la banda desde sus inicios y después de escuchar el disco me parece un mierdón insoportable. En fin, esperemos la gira y a verlos otra vez pero creo que han hecho su peor disco con diferencia.

  • Esta claro que el disco está decepcionando a los que les gustó Mind Manners y pensaban que el disco iba a ir por ahí. A los que nos pareció un tema cañero algo mediocre y sabemos que Pearl Jam hace tiempo que se mueven mejor por tiempos mas tranquilos, y esperábamos que no fuera representativa del disco (como así ha sido) , el Lightning Bolt nos está gustando mucho más 🙂

  • muy buen album mucho mejor que backspacer las ultimas 2 canciones me aburren en general un muy buen disco desde riot act que no hacian algo muy bueno avocado y backspacer los considero sus discos mas flojos

  • Después de unas pocas escuchas, la verdad es que personalmente me ha gustado bastante, además que como ya comentaron los mismos miembros de la banda, se trata un paso más, en la linea de Backspecer aunque mucho más redondo y acertado a mi parecer.
    Para mi suben el nivel tanto compositivo como técnico respecto sus últimos discos, pero evidentemente para aquellos que sigan esperando algo más «Ten» no encontraran suficientes alicientes en este album.

    Eso si, pese a que suena cojonudo, si que me hubiera gustado escuchar una mezcla más «cruda» y saturada similar al sonido en Vitalogy.

    Larga vida a Pearl Jam y a seguir escuchando este disco.

    *Por cierto los arreglos y acompañamientos en Sleeping by myself son simplemente geniales.

  • Coincido con InThuRain incluso a mi Mind Manners me parece uno de los temas mas flojos del disco, los temas mas tranquilos de pearl jam tienen un gran valor y son especiales

  • Un muy buen disco que necesita digerirse en varias escuchas. Es verdad que no entra a la primera, pero escucha tras escucha va ganando, sobretodo los medios tiempos como Future Days y Yellow Moon. Las primeras escuchas de estas dos canciones se hacían tediosas, pero en realidad encierran dos de las mejores canciones escritas en los últimos años por el grupo.

  • Tras varias escuchas… me va gustando mas!!!… Ya lo imaginaba porque hay gente que cree en Dios y yo creo en Pearl Jam, jejeje..

  • Coincido con varias opiniones en que quien espere un disco como los de los inicios, o incluso de algo despues, de la era de Binaural o Riot Act, no quedará satisfecho. Se trata de un disco más a lo Backspacer, mucho más influenciado por el toque personal de Eddie en solitario.
    A mi me esta gustando mucho más que Backspacer…pero hace ya años que el mayor aliciente del que para mi seguira siendo el mejor grupo de la historia, son sus tours y su increíble directo. Así que esperemos el Europe Tour de 2014 (cruzo los dedos) para volver a enloquecer en vivo con sus himnos de siempre

  • todos tendriamos que agradecer que una banda como pearl jam siga experimentando y no se quede en los sonidos de los noventa. y si lo hicieran no tendrian ningun futuro musical porque yo personalmente evoluciono y espero que las vandas que me hacen creer en la musica lo hagan tambien

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.